Selección: Coquimbo

« Volver

Foto
Francisco Benjamín / Colegio Americano La retroexcavadora les facilita el trabajo a estos hombres, pero sin olvidar que se requiere esfuerzo. La máquina no es enemiga, sino que junto a la resistencia de los brazos zanjan la tierra. Es un trabajo duro y bajo el sol, provocando sudor y cansancio en un suelo árido donde la vegetación convive con la sequedad. Solo con constancia se logra renovar la tierra para volver a cultivarla.